ENEATIPO 4: EL INDIVIDUALISTA

Románticos e introspectivos.

Son conscientes de sí mismos, sensibles, reservados y callados. Son demostrativos, sinceros y personales emocionalmente, pero también pueden ser caprichosos y tímidos. Se ocultan de los demás porque se sienten vulnerables o defectuosos, pero también pueden sentirse desdeñosos y ajenos a las formas normales de vivir. Normalmente tienen problemas de autocomplacencia y autocompasión. En su mejor aspecto, los tipos Cuatro sanos son inspiradores y muy creativos, capaces de renovarse y transformar sus experiencias.

Descripción

Son personas que tienen una mala auto imagen de sí mismas, aunque tengan una vida exitosa, en su interior se mantiene un sentimiento de carencia que los hace sentir mediocres y con la necesidad de esforzarse permanentemente para “dar la talla”. Tienden a construir su identidad alrededor de la desvalorización que posiblemente surgió en algún momento de su infancia al sentirse desatendidos por sus cuidadores, y es por esto que en su adultez buscan aprobación constante por parte de los demás, demandando afecto excesivamente y en ocasiones a través de la manipulación inconsciente ya que no se sienten lo suficientemente buenos para recibir el afecto que creen que necesitan. Su mundo interior es grande y complejo, son muy sensibles poseen sentimientos de vergüenza, temor de ser defectuoso, con tendencia a sentirse diferentes, únicos y poco comprendidos, poco apreciados y tienden a ser malhumorados. Pasan gran parte de su tiempo inmersos en su mundo cultivando y analizando sus sentimientos, y buscan expresarlos a través de las artes. Los eneatipos 4 tienen poseen un tinte melancólico en sus vidas, por esto son vulnerables a caer en depresión.



Miedo básico: Ordinariez.

Temor a no tener identidad ni importancia personal.


Cualidad perdida:

La capacidad de hacer lo que tiene que hacer independiente de sus estados de ánimo.


Deseo básico: Sentirse especial.

Descubrirse a sí mismo y su importancia; crearse una identidad a partir de su experiencia interior.


Distorsión del deseo:

El deseo de ser auténtico genera autocomplacencia.



Imagen ideal: Soy diferente.

Compensan la mala autoimagen que tienen sintiéndose diferentes y especiales.


Motivaciones Clave:

Quieren expresar su singularidad para crear y rodearse de belleza. Al no estar satisfechos consigo mismos quieren atraer un “salvador”.


Trampa: Autenticidad.

Necesidad de mostrar una imagen que consideran digna.


Fijación: Melancolía.

Racionalización del sufrimiento; sensación de que nadie entiende sus sentimientos por ser “diferente”.



Mensaje del superyó:

«Vales o estás bien si eres fiel a ti mismo».


Pasión: Envidia.

Sensación de que le falta algo esencial, es por esto que idealiza lo que no tiene y los demás si, e infravalora lo que tiene y los demás no.


Virtud: Ecuanimidad.

Cultivar el punto medio y aceptar las cosas como son.


Estilo para hablar:

Lamentando, historias tristes.

Dentro de sus características podemos encontrar:

  • Tendencia a estar muy preocupado por sus carencias.
  • El deseo de tener algo que no tiene para sentirse suficiente.
  • Relacionamiento a través del victimismo y el sufrimiento.
  • Sensibilidad emocional ante lo que les sucede.
  • Comparación y sensación de minusvalía.
  • Autoexigentes y autocríticos con lo que hacen y sienten.
  • Percepción profunda de la vida, que los hace sentirse especiales.
  • Expresividad desde el lenguaje no verbal, sobre todo la cara.
  • Idealización e intensificación del sufrimiento.

En la infancia

Los Cuatro consideran que no se parecen a sus padres, creen que no tuvieron un buen reflejo, o por lo menos el reflejo de las verdaderas cualidades y talentos que podían formar parte de su identidad en desarrollo. La consecuencia es que creen que tiene que haber algo tremendamente equivocado en ellos, lo cual los lanza a una «búsqueda de sí mismos» que puede durar toda la vida. Se sienten abandonados e incomprendidos por sus padres, y después, por otras personas importantes. Suelen sentirse decepcionados y furiosos con los demás por abandonarlos o por no ver como es debido sus sufrimientos y esfuerzos personales. Mientras no reconozcan esta pauta y vean lo poco realistas que son sus expectativas para con sus íntimos, corren el peligro de alejarlos con sus exigencias emocionales.

SUBTIPOS DEL ENEATIPO 4:

CONSERVADOR:

La principal característica de los eneatipos 4 conservadores es su gran esfuerzo, disciplina y perseverancia, es decir su tenacidad. Son los más fuertes, menos emocionales, más intelectuales, más introvertidos y lo que menos se quejan. Se exigen mucho a sí mismos, sienten que nada es suficiente y por esto buscan esforzarse mucho más. Encuentran la seguridad en la belleza y en la estética. Disminuyen sus estados emocionales, permitiendo satisfacciones, es decir buscan compensar su sufrimiento con actividades placenteras. Son muy intensos emocionalmente y en ocasiones para mantener esa intensidad pueden tomar riesgos innecesarios, buscan desafíos que los hagan sentir vivos. Se sienten inconformes con su emocionalidad y su estado anímico. Pueden reaccionar de forma agresiva sin ser conscientes de ello.

Los 4 Conservadores Sanos pueden:

Centrarse, trabajar, resolver conflictos cotidianos en el trabajo, gestionar bien el dinero, expresarse y observar distintas perspectivas.

Los 4 Conservadores Insanos pueden:

Tomar riesgos excesivos, esforzarse demasiado, ser sensibles a pequeñas molestias o críticas de los otros, ser indulgentes para compensar su estado emocional.

SOCIAL:

La principal característica de los Eneatipos 4 Sociales es su autoimagen idealizada en negativo; consideran que son defectuosos y que los demás van a rechazarlos por esto. Se sienten inferiores. Pueden ser muy autocríticos y sentir vergüenza por no sentirse suficientes. Son sensibles a las críticas, temen ser excluidos de los grupos sociales. Suelen ser extrovertidos, ocultando su sensación de inadecuación social. Son los más emocionales y los que más demuestran exteriormente su estado de ánimo. Tienden a relacionarse desde la victimización creyendo que generando pena en los otros, estos pueden quererlos más.

Los 4 Social Sanos pueden:

Desarrollar habilidades sociales, ser generosos, preocuparse por el bienestar de las personas de su círculo social, creer en sí mismos e interactuar sin dejarse absorber.

Los 4 Social Insanos pueden:

Sufrir por una necesidad de querer encajar y ser aceptados, dejar de hacer cosas por miedos, ser extremadamente sensible a las críticas.

SEXUAL:

Su principal característica es la intensidad, la cual puede ser percibida por ellos como un don y una “maldición”. Tienden a proyectar la culpa de su malestar al exterior. Tienen gran capacidad y deseo para cultivar una intimidad profunda, dan gran importancia a su vida amorosa, y pueden encapricharse fácilmente con el otro. Les atraen personas que poseen cualidades que ellos creen que les faltan con la intención de sentirse completos. Pueden pasar fácilmente del amor al odio, pues idealizan al otro y cuando no cumplen sus expectativas se desilusionan o se enfadan. Son muy conscientes de sus estados emocionales y pueden expresarlos de forma destructiva.

Los 4 Sexuales Sanos pueden:

Admirar y amar profundamente a su pareja aceptando su individualidad, comprometerse de forma auténtica y apasionada, desarrollar habilidades de comunicación e interpersonales.

Los 4 Sexuales Insanos pueden:

Anhelar una pareja imposible, creer que es la única que les puede dar el amor que necesitan, idealizar a su pareja, ser celosos, posesivos y extremadamente competitivos.

Idea locas

Si los demás me ven como soy no me querrán. Tengo que dar la talla y esforzarme en ser mejor.

Dentro de mí hay algo malo e inaceptable. Soy culpable por ser como soy.

A este mundo hemos venido a sufrir y a soportar.

Mis deseos son insaciables, nunca podré satisfacerlos.

No merezco recibir amor ni ser feliz porque no valgo lo suficiente.

Yo soy peor y valgo menos que los demás, por eso todo me sale mal.

Es mejor quejarse que pedir. El que no llora no mama. Cuanto más sufra más me querrán.

Los otros son más felices que yo, son más afortunados y tiene mejores cualidades.

Idea Sanas

Dentro de mí también hay cosas buenas, puedo sentir amor, compasión y gratitud.

Puedo ser una persona generosa, comprensiva y benevolente conmigo misma y con los demás.

Yo tengo valor porque soy com los demás, con mis defectos y virtudes.

Puedo contentarme con lo que tengo y aceptar la realidad y las cosas como son.

Puedo perdonarme por ser como soy, hago lo que puedo, como todos.

Puedo pedir lo que necesito sin quejarme o dramatizar y aceptar el resultado.

Tengo derecho a ser feliz y a recibir amor por lo que soy, sin tener que esforzarme.

Es natural que experimentemos el sufrimiento, el gozo, la tristeza o la alegría y puedo vivir ambos, fluyendo con la vida tal y como es.

ENEATIPO 4 EN LAS RELACIONES

Como hemos dicho anteriormente, las personas con este rasgo de personalidad, se caracterizan por tener una sensación de carencia y una mala imagen de sí mismos, su tendencia a desvalorizarse los lleva a creer que va a ser rechazado por los demás; esta creencia muchas veces pueden comportarse de tal manera que consiguen que los rechacen para confirmar su idea de no ser queridos por el otro. En el campo de las relaciones tienden a ser muy apasionados, su amor es romántico y melancólico. Suelen relacionarse y a pedir afecto desde la pena, el victimismo y las dolencias, produciéndose un “chantaje emocional”.

Señales de alerta

  • Angustiosa sensación de separación de sí mismo y de los demás.
  • Volubilidad emocional extrema y susceptibilidad (no una reacción maniaca).
  • Dependencia de una o dos personas, con relaciones inestables.
  • Estallidos de cólera, hostilidad y odio.
  • Depresión crónica y desesperanza.
  • Episodios de sabotaje a sí mismo y rechazo de influencias positivas.
  • Obsesión por la muerte, morbosidad y odio a sí mismo.

Prácticas para el desarrollo

 Las sensaciones pueden ser potentes y a veces ofrecer importantes percepciones sobre el propio carácter. Sin embargo, no nos dan necesariamente buena información sobre las motivaciones de los demás. No interpretes intenciones o comentarios negativos acerca de ti.

  La volatilidad emocional y los cambios de humor no son sensibilidad. Las reacciones emocionales suelen impedirnos que las experiencias nos afecten en un plano más profundo. Lo paradójico es que indican un miedo o una renuencia a explorar los sentimientos más profundos y verdaderos que la situación podría activarnos.

  Busca personas que sepan ver tus verdaderas buenas cualidades y dotes y te apoyen en su desarrollo, y que te hablen con comprensión, pero con franqueza acerca de tus debilidades.

 Es fabuloso tener objetivos creativos; pero es contraproducente postergar su realización porque piensas que no tienes «genialidad» suficiente, o porque no tienes los instrumentos que necesitas, aprende a aceptar y valorar tus verdaderos talentos y a no rechazarlos porque alguna otra capacidad te parezca más atractiva o deseable. Eso es envidia en su aspecto más autodestructivo.

  Establécete rutinas positivas y constructivas. En tu caso, un poco de organización puede hacer muchísimo para liberar tu creatividad.

  Las personas que te quieren desean estar por ti de la manera que son capaces, pero no puedes exigirles que te hagan de padres ni que carguen con los problemas de tus altibajos emocionales o infancia.

PREGUNTAS DE AUTO – OBSERVACIÓN

¿Me resguardo en mi casa para evitar la ansiedad que me producen las situaciones sociales?

¿Mi círculo social se compone principalmente de familia?

¿Qué haces para manejar tus decaídas emocionales? ¿Esperas que tus amigos o pareja se encarguen de estos?

¿Cuáles son mis talentos y capacidades?

¿Sueles idealizar o fantasear tus relaciones íntimas?

Pide tu cita aquí

Bibliografía:

Jordi Pons. (2017). Eneagrama . 01/03/2019, de Psicologo-Barcelona Sitio web: https://www.psicologo-barcelona.cat/#jordi

Don Richard Riso & Russ Hudson. (1999). La sabiduria del Eneagrama . España: Urano.